Anonim
fluidez tecnológica ?

Definición de fluidez

Al definir el concepto de fluidez, primero observamos "velocidad, precisión, facilidad y comprensión" (@shfarnsworth). Un estudiante que lee con fluidez usa inflexión, demuestra un ritmo apropiado y decodifica con precisión el contenido. Del mismo modo, un estudiante con fluidez tecnológica navega por programas o aplicaciones rápidamente, completando tareas correcta y deliberadamente.

En la escuela, consideramos que un estudiante es fluido cuando lee y habla el idioma, así como también lo escribe. Con fluidez tecnológica, un estudiante no solo navega dentro de un solo entorno, sino que también comienza a "demostrar la capacidad de tomar decisiones efectivas y usar las herramientas para mejorar su comprensión y comunicación" (@toddacurtis).

Un estudiante realmente fluido no solo puede hablar, escuchar, escribir y comprender, sino que también puede hacer inferencias y construir un nuevo significado. Del mismo modo, el último signo de fluidez tecnológica es la "capacidad de manipular, transformar y mover información a través de diversos medios y plataformas" (@ShawnMcCusker).

Mientras escribo esto, es la Semana de la Educación Informática. Las escuelas de todo el país han adoptado la iniciativa Hora del Código, pero ¿puede un estudiante ser fluido sin saber cómo codificar? En la escuela de posgrado, tomé cursos en HTML y Flash. No recuerdo la última vez que escribí un sitio web en HTML directo, ni recuerdo la programación orientada a objetos. Sin embargo, entiendo el proceso de desarrollo, el ciclo iterativo y lo suficiente para solucionar una variedad de otros lenguajes de programación. Aunque ciertamente no tengo ningún dominio de la mecánica de la codificación, sí tengo suficiente fluidez para trabajar con velocidad, facilidad y precisión; para tomar decisiones efectivas; y para manipular información a través de diversos medios y plataformas.

Para las escuelas que eligen introducir codificación, ¿conduce necesariamente a la fluidez? Un estudiante no fluido puede ser competente en un solo programa o aplicación, pero no puede ver automáticamente las conexiones a otras áreas de contenido o contextos diferentes. Este estudiante podría ser un experto en la mecánica de Garageband o Audacity, pero podría no ver las conexiones con la creación de películas o el podcasting. Si bien es posible adquirir un conjunto específico de habilidades a partir de tutoriales y listas de verificación, esto podría conducir a una comprensión compartimentada de los procedimientos. ¿Cómo podemos ayudar a nuestros estudiantes a desarrollar fluidez para que puedan construir nuevos objetos más allá de lo que se describe en las instrucciones y aprender cómo convertirse en verdaderos aprendices digitales ?

3 estrategias para mejorar la fluidez tecnológica

1. Voltea tus lecciones

Cuando le pides a los estudiantes que adquieran de forma independiente el conocimiento del contenido a través de video, audio o texto, deben apropiarse de su proceso de aprendizaje. Me di cuenta de esto mientras enseñaba en un laboratorio de computación. El uso de la instrucción directa de toda la clase para introducir nuevas habilidades o procesos lo hizo demasiado fácil para mis alumnos. En lugar de pensar en el proceso, simplemente esperaron mi siguiente conjunto de instrucciones. Para desafiar incluso a mis alumnos más pequeños, comencé a publicar un screencast o un conjunto detallado de instrucciones en mi blog de clase, y luego les pedí que aplicaran esos recursos para resolver un problema relacionado. Esto me permitió proporcionar apoyo adicional a estudiantes con dificultades, enriquecer a otros y construir una biblioteca de referencia para su uso posterior, así como para ayudar a mis estudiantes a aprender cómo aprender.

2. Crear desafíos andamios

Si mis alumnos necesitaban completar un proceso de varios pasos, solo proporcionaba una instrucción parcial, ya sea en persona o a través de mi blog. Estos pasos les dieron suficiente andamiaje para comenzar y luego aprender cómo terminar el proyecto. Si bien tuve ocasionalmente motines y protestas grupales por "la respuesta", la mayoría de las veces mis alumnos colaboraron entre ellos para navegar el resto del desafío. Al no proporcionar a los estudiantes pasos específicos, aprendieron a leer elementos del menú, acceder a la ayuda, buscar tutoriales y convertirse en solucionadores de problemas efectivos, dando pasos críticos hacia la fluidez.

3. Empoderar a los líderes estudiantiles

Cuando un estudiante tenga una solución, ¡dele el poder para compartirla! Una vez me senté al fondo de la sala mientras dos alumnos de sexto grado dirigían su clase y enseñaban a sus compañeros a escribir fórmulas en una hoja de cálculo. Esto no solo proporciona una recompensa intrínseca para los estudiantes que dirigen la clase, sino que también los prepara para la cultura participativa en la que todos vivimos. Considéralo un subterfugio de ciudadanía digital . En el contexto de completar una tarea aparentemente no relacionada, también tiene la oportunidad de abordar preguntas críticas como "¿Cómo podríamos compartir esto mejor?" o "¿Cuál sería la mejor manera de promover lo que logramos?"